viernes

MI ÁNGEL DE LA GUARDA ME DA CONSEJOS POÉTICOS


Cuando creas que no amanece
cacarea.

*

Los enemigos que la poesía te trajo
no sabrán ya de qué acusarte.
Entonces, te acusarán de inocente.
Encógete de hombros:
será un hermoso día de primavera.

*

No utilices por norma la primera persona del plural:
mira cómo se agitan las muchedumbres.

*

Salvo capricho ocasional,
no camufles el yo en el tú.
Ese catarro tu espejo
ya lo ha superado.

*

Hablar de ti mismo
en tercera persona
es un notario que te separa
de la naturaleza.
Hasta nueva orden, fuera.

*

El yo es una preciosa ventana.
Cuando no veas el cielo
pregúntate
quién es el impostor
empeñado en tapiarla.

*

Sé astuto, ingenuo,
atrevido, prudente...
Sé como eres.

*

Cuando estés triste
lee esa antología
en la que no figuras.

*

No despiertes, por un bobo tenebroso,
al tigre de tu sarcasmo.
La poesía no se lo merece.

*

Si sufres una crisis de fe en la poesía,
recuerda que también la rosa tiene
su parte de mentira.

*

¿Qué haces ahí
rascándote la cabeza
y mordiendo el lápiz?
El verdadero poema
sale solo.

*

Deja en principio
que el poema sea el jefe.
Ya tendrás ocasión
de creer que mandas algo.

*

¿Debe ser manifestado?
Hazte mucho esta pregunta.
Nunca fuerces al poema
a expresar lo que no quiere.

*

Como un buen jardinero,
no confundas la poda
con la mutilación.

*

No te compliques.
La sencillez es diosa.

*

El silencio y la escucha
abren todas las nubes.

*

Descarta el adorno
y el desnudo integral.
¿Qué te queda?

***

Inédito

No hay comentarios:

Publicar un comentario